Ici Même

Benifallet, 2000
Curated by Betty Bui and Gilles Coudert.

In the context of the project Segona Estació

The Benifallet train station in Tarragona; far from the village, on the other side of the river, difficult to get to, is now a strange place, a ruin of progress, an undefined territory. The trees grow on the rails, nobody waits for the train. Building a bus shelter here, another «station», a small building, the minimum expression of a house, a place where one can seek shelter from the sun or the rain, a place where one may sit and wait. The space usually reserved for advertising remains empty, there is only a strip of lighting; at night it lights up the forest.

A Place

A Place, 1999

“A Place” is an installation which is made to look like a possible single room; a bed, a chair, a book shelf and a “model piece of furniture” which recreates the “Unité d’Habitation” and has made by Le Corbusier in the forties, a paradigm of the attempt to create a new style of live dwelling, both individually and collectively. Some years before Le Corbusier built the “Unité”, he had been to the Soviets Union and met the radical architects who proposed in that time to build large collective dwelling buildings were the inhabitants only owned their single bed and all the other things were collective. In this project I tried to put in the same level the fascination and contradictions of all of these ideas and projects produced on me. After that, I used this “Unité model piece of furniture” for different projects, for example, in one exhibition I put the model in the gallery storage and it was suggested to the public to walk into the gallery backstage.

*The piece belongs to the Josep M. Civit Collection.

24 hours of artificial light

Barcelona, 1998

An production of Fundació “La Caixa” for the Sala Montcada, curated by Martí Peran

The installation called 24 hours of artificial light (1998) recreates a full scale model of a room in the hospital for patients suffering from tuberculosis in Paimio, Finland —made by Alvar Aalto at the beginning of the thirties, considered to be a perfect example due to its open relationship with the natural elements —; which was transformed into a large wooden model with no windows, where the beds and the sanitary units become monochrome sculptures with no links to their original use, useless objects, over lighted due to the blinding presence of artificial light. This piece has been set up in different places: The Montcada Hall in Barcelona, at the old chapel of Roser in Lleida (now an exhibition room), inside the hospital of Mataró or in Fabra i Coats.

read more

White as milk

Photography
Diptych 50 x 140 cm.
Edition of 3
1998

El rostre aliè

The Face of Another
Montesquiu, Barcelona, 1994

Wooden architecture installed in the middle of the forest within the natural park of Castell de Montesquiu.
260 x 488 x 122 cm.

The name of the project is taken from the title of the novel written by Japanese author Kobo Abe.

24h de llum artificial. David G. Torres

Hace ya tiempo que estamos un tanto desengañados. Desengañados de nuestro mundo, conscientes que no nos queda lugar para las utopías. En fin, llevamos algún tiempo habitando el fracaso de la modernidad. Y sin embargo esta condición que afecta tan de lleno al arte, si bien ha calado en el discurso, no lo ha hecho tanto en la actitud del artista. Me refiero a la imposibilidad de seguir pensando en la radicalidad, y en la necesidad de encontrar soluciones que no se conformen con la mediocridad cotidiana o la mezquindad de mi yo y mis circunstancias. Domènec es un artista que no piensa en los extremos sino en los cruces de esos extremos; que no ofrece una obra basada en la seducción (atrapando al vuelo los discursos a la moda) sino que en su pensamiento artístico por esquivo y complejo podríamos hablar de una mecánica seductora. Y una vez más, que nadie se equivoque, que parta de la complejidad no significa que sea difícil, sino que su obra puede resultar todo lo contrario. A fin y al cabo, su propuesta principal en esta exposición es muy sencilla: la reproducción de una habitación del hospital antituberculosis de Alvar Aalto en Paimio (Finlandia).

Aunque no se trata exactamente de la reproducción de la habitación diseñada por Aalto. Más bien es la reproducción de la habitación “ideal” de Aalto. En palabras del arquitecto: “una habitación con gran cantidad de luz, con equilibrio de sus características acústicas y con un uso del color que garantice un ambiente general tranquilo”. Aalto pensaba en una arquitectura que desarrollase el funcionalismo hacia una dimensión humana, casi íntima. Sin embargo, cuando Domènec convierte su habitación en un verdadero lugar ocupado por la luz multiplicada por fluorescentes (“24 horas de luz artificial” es el título de la exposición), totalmente blanco, con todos los objetos hechos en superficies suaves de madera y una fina capa de yeso, sin esquinas; no estamos muy seguros de encontrarnos en “casa”. Catherine Millet en una conferencia comentaba que no creía que el fin de la modernidad coincidiese con su fracaso, sino tal vez con su éxito, cumplimiento decía ella. En la medida en la que el arte había ocupado la ciudad en espacios públicos e inimaginados hasta la fecha y en la medida que la imagen que los artistas modernos habían creado ocupa nuestras vidas en la televisión, las tiendas, el diseño etc. Su conclusión venía a ser que vivíamos en el paraíso prometido por los artistas modernos, y sin embargo si echamos una ojeada a nuestro alrededor nos damos cuenta de que tal paraíso se parece demasiado al infierno. La habitación de Domènec, la habitación de Aalto, tampoco es demasiado cómoda.

El trabajo de Domènec plantea una incomodidad física: esa habitación, el colmo de la medida humana, es casi cruel en su calidez, en la luz sofocante que oculta los contornos. Y plantea una incomodidad intelectual porque ya no trabaja en los extremos, no busca un contra-argumento frente a la modernidad, no quiere subvertirla, no desvela sus errores, sino que la subraya, la sigue al pie de la letra y entonces muestra que no funciona. ¡Qué no funciona!, ¿qué es lo que no funciona? No será que la habitación de Aalto en Paimio es una excusa, un punto de partida y no el núcleo de la reflexión. Y si ni tan sólo se trata de reflexión sino de la presentación directa de un conflicto irresoluble con los objetos, con nuestros objetos, con nuestras casas y vidas. Porque los objetos, habitaciones y casas de Domènec funcionan perfectamente en cuanto tales. Nos atraen y nos rechazan, hechos de madera y yeso son cálidos y fríos al tiempo. Naturales y artificiales delatan nuestra incapacidad para sostenerlos, en un paraíso que se parece demasiado al infierno. Frente a esa habitación tan segura de si misma que nos expulsa, Domènec tan sólo presenta un díptico fotográfico: “Blanco como la leche”. Un agujero, una caverna, una mísera casa hecha en plastelina, que se desmorona, que es precaria. Entre contradicciones la obra de Domènec está hecha de objetos híbridos.

Esta idea, esta palabra, “híbrido”, es central en el trabajo de Domènec. Cuando al principio escribía que su pensamiento artístico se sitúa en un cruce de extremos, en realidad me refería a una condición híbrida. Pero no es que esa palabra sea imprescindible para explicar la obra (que a diferentes niveles se explica por si sola) sino que muestra una adecuación extraña de encontrar entre el aspecto puramente formal de la obra, su recepción y sus argumentos conceptuales. Al final no nos importa si vivimos el fin de la modernidad o no, sino que entre el desengaño y la mediocridad encontramos retratadas nuestras limitaciones en objetos híbridos hechos de un pensamiento híbrido. Y lo más importante es el control que sobre ello tiene Domènec al medir con precisión lo expuesto en la sala de la calle Mocada, solamente dos obras.

David G. Torres
Barcelona, diciembre 1998
www.davidgtorres.net

Monthly Archive:
February 2022
December 2021
August 2021
July 2021
April 2021
January 2019
December 2018
November 2018
October 2018
September 2018
August 2018
July 2018
June 2018
April 2018
March 2018
February 2018
January 2018
November 2017
October 2017
July 2017
June 2017
May 2017
April 2017
February 2017
December 2016
November 2016
October 2016
July 2016
June 2016
May 2016
March 2016
November 2015
September 2015
August 2015
July 2015
June 2015
April 2015
March 2015
February 2015
January 2015
December 2014
November 2014
October 2014
September 2014
August 2014
July 2014
June 2014
April 2014
March 2014
February 2014
January 2014
December 2013
November 2013
October 2013
September 2013
August 2013
June 2013
May 2013
April 2013
March 2013
February 2013
January 2013
November 2012
October 2012
September 2012
August 2012
July 2012
June 2012
May 2012
April 2012
March 2012
February 2012
January 2012
December 2011
November 2011
October 2011
September 2011
August 2011
July 2011
June 2011
April 2011
February 2011
January 2011
December 2010
November 2010
October 2010
September 2010
August 2010
July 2010
June 2010
May 2010
April 2010
March 2010
February 2010
January 2010
November 2009
October 2009
September 2009
August 2009
July 2009
June 2009
May 2009
April 2009
March 2009
December 2008
November 2008